Por un nuevo proceso constituyente que garantice una verdadera democracia

Pepe SoroLa víspera del Día de la Constitución, el presidente de CHA José Luis Soro declaró que “no estaremos en las celebraciones de la Constitución porque no hay nada que celebrar. Esta Constitución es un cadáver político que no sirve para la sociedad y las demandas de la ciudadanía”.

CHA anunció que no iba a participar en los actos de celebración de la Constitución porque no hay nada que celebrar: está agotada y no se adapta a las necesidades de la sociedad actual. Para José Luis Soro, presidente de CHA, “es el momento de iniciar un nuevo proceso constituyente, resetear el sistema y construir un texto que se adapte a las necesidades actuales” y Aragón debe ser protagonista en este proceso, para garantizar el autogobierno y los derechos sociales, una relación justa y equilibrada.

José Luis Soro explica que la nueva Constitución debe garantizar tres cuestiones fundamentales:

La primera, garantizar que la ciudadanía pueda ser activa. Facilitando la celebración de referendo, con la posibilidad de revocatorio, facilidad para la elaboración de Leyes…

La segunda cuestión es atender la realidad plurinacional del Estado “entendiendo que es un valor, no un problema. Generando un marco de relación justo entre las Comunidades Autónomas y el Gobierno central y atendiendo al marco competencial pero, sobre todo, a la fórmula financiera, que es la clave para garantizar el autogobierno”.

La tercera cuestión es la que se refiere a los derechos sociales y servicios públicos que deben garantizarse a la ciudadanía. Que deje de ser una cuestión “virtual para pasar a ser derechos subjetivos y exigibles”, explicó José Luis Soro quien añadió que “no podemos permitir que la Constitución sea un papel, una declaración de intenciones”.

Desde CHA se critica que la Constitución del 78 no representa lo que la sociedad reclama. Por eso no es una cuestión de revisarla, es necesaria partir de cero. Critica que, entre otras cuestiones, se derechizase con reformas como la del artículo 135 que pactaron PSOE y PP. Pero, además, “ni sirve para garantizar los derechos de la ciudadanía ni se adapta al modelo territorial. Es una Constitución con la que se está generando pobreza y enfrentamiento”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Nacionalismo aragonés, Política española, Regeneración democrática. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s